Consumo de cafeína durante el embarazo

Número 17 - 06/2009

La cafeína es muy probablemente la sustancia psicoactiva más consumida en el mundo, pudiéndose tomar en forma de café, té, cacao, bebidas de cola o mate, (por término medio una taza de café contiene 100mg. de cafeína). La intoxicación por cafeína se manifiesta por insomnio, nerviosismo, excitación, aumento de la diuresis y problemas gastrointestinales. Dosis muy elevadas, de un gramo o más al día, pueden ocasionar contracciones involuntarias, arritmia cardiaca y agitación psicomotriz. Se estima que la Dosis Letal (DL50) está alrededor de los 10g. de cafeína.

La cafeína es absorbida a través de la mucosa del tracto astrointestinal. Durante el embarazo, atraviesa fácilmente la barrera placentaria, alcanzando concentraciones similares en plasma materno y fetal. Dado que el sistema metabólico del feto está poco desarrollado, la metabolización de la cafeína en la unidad feto-placentaria depende fundamentalmente de la madre. Además hay que tener en cuenta no solo que la cafeína se metaboliza más lentamente durante la gestación, sino también que hay diferencias en el metabolismo de la cafeína entre unos individuos y otros, debidas a variaciones en la actividad de la enzima CYP1A2.

Por ello, la respuesta individual ante una misma dosis de cafeína, puede ser muy diferente de unas personas a otras.

Descarga del documento

Consumo de cafeína durante el embarazo

Autores: MªMontserrat Real, Elvira Rodríguez-Pinilla, Mª Regla García- Benítez, Consuelo Mejías, Paloma Fernández, Ana Ortega Mateo, y María Luisa Martínez-Frías.


ECEMC: